La astroscopia del hombro es una cirugía en la que, a través de una incisión en la piel, se observan, analizan y restauran los tejidos que se encuentran próximos o en la misma articulación del hombro. Para ello se inserta tras realizar esta fisura una pequeña cámara (astroscopio).

El hombro es una de las articulaciones más complejas del cuerpo humano junto a otras como la rodilla. Esta llena de músculos y tendones que nos permiten realizar movimientos con una fuerza suficiente en amplias direcciones; es uno de los principales motores mecánicos del tronco superior. Cualquier perturbación en esta zona puede provocar una disminución de nuestra capacidad motriz que puede devenir en contingencias como bajas laborales, la necesidad de rehabilitación, una operación de astroscopia o incluso la necesidad de un cabestrillo para evitar complicaciones como calcificaciones o el agravamiento de las lesiones (como sufrir una rotura del manguito rotador o del tendón supraespinoso). En general, tomar las mejores decisiones en base al daño o desgaste sufrido es de vital importancia para reducir al máximo el tiempo de recuperación.

La astroscopia de hombro requiere, en todos los casos, anestesia. Sin embargo, para la mayoría de las cirugías en la zona, gracias a los avances médicos hoy en día la decisión de si se aplica la general o la local depende del paciente (con excepciones). De todos modos, como norma general, no es una operación compleja; es ambulatoria y permite al paciente regresar a su domicilio sin permanecer ingresado ni una noche tras la recuperación de la anestesia.

¿POR QUÉ PODEMOS NECESITAR UNA ASTROSCOPIA DE HOMBRO?

Los motivos más comunes por los que podemos requerir la realización de una operación de astroscopia de hombro son el propio desgaste de una articulación (que puede verse acelerado y agravado en personas que padezcan enfermedades como fibromialgia reumática o artritis) y la lesión (en hombros derecho o izquierdo derivada del ejercicio físico, ya sea por un movimiento brusco y descontrolado que genere una luxación como por el uso excedido de la articulación a lo largo del tiempo). Generalmente, la experiencia nos dice que la mayoría de estas operaciones son realizadas debido al padecimiento de síndrome subacromial, la rotura del manguito rotador, la luxación del hombro y las lesiones traumáticas varias.

TÉCNICA DE LA OPERACIÓN DE ASTROSCOPIA DE HOMBRO

El proceso, la técnica a través de la cual se efectúa una astroscopia de hombro es la siguiente:

  1. El cirujano introduce el astroscopio por la incisión realizada previamente en la piel y a través de un monitor, visualiza en el quirófano el tejido interno de la zona.
  2. Huesos, tendones, músculos, ligamentos y cartílagos son inspeccionados con el fin de detectar el daño y dar la mejor solución posible.
  3. A través de otras pequeñas incisiones se operan con distintos instrumentos las zonas dañadas y se extrae el tejido insano.

PRECIO DE LA ASTROSCOPIA DE HOMBRO

El precio de la operación oscila según la lesión, el daño y la complejidad que se atienda. Para informarte mejor te invitamos a ponerte en contacto con nosotros sin ningún compromiso, te informaremos no sólo del precio y las condiciones de una posible operación, sino del total de las acciones que tienes en tu mano para acelerar el proceso de recuperación con las máximas garantías. También de la recuperación necesaria después de la intervención quirúrgica, aspecto cuyo descuido puede retrasar la reactivación de la zona y, en los peores casos, obligarnos a volver a pasar por el quirófano de nuevo. Al final de este artículo comentaremos más la cuestión de la rehabilitación tras la astroscopia de hombro.

RECUPARACIÓN DE LA ASTROSCOPIA DE HOMBRO

La recuperación depende de la gravedad de la lesión y de la edad y predisposición natural del paciente. Las más leves (sin lesiones de manguito) rondan los 15 días. Las más graves sin embargo (producidas, por ejemplo, en deportes de contacto) pueden llegar a los 6 meses. En todo caso el tiempo medio para recuperar la movilidad total del hombro, en el caso de que sea posible, ronda los 2 o 3 meses. Este a menudo aumenta por la tardanza a la hora de tomar la decisión de someterse a la operación y efectuarla, por lo que te recomendamos si estás soportando un daño en el hombro ponerte cuanto antes en manos de profesionales para atenuar el dolor, pero también para acelerar el periodo necesario para volver a la normalidad articular que no en pocas ocasiones se extiende debido a la espera y las condiciones que la seguridad social impone a estos tratamientos.

Lo normal es que el paciente sufra molestias y pequeñas hinchazones después de la operación durante los primeros días. Con el debido tiempo y siguiendo la medicación recomendada por el médico, estas desaparecerán. Igualmente será necesario un cabestrillo durante los primeros días después de la operación que inmovilice la zona y que deberá combinarse con unos pequeños ejercicios guiados por el cirujano que se harán puntualmente durante los primeros días. Las incisiones deberán ser mantenidas secas hasta, como máximo, 10 días después de la operación. Una vez retirados los puntos se procederá al último paso antes de la recuperación completa, que será la rehabilitación. La vuelta completa a la normalidad, como ya hemos comentado, se dará aproximadamente 3 meses después de la cirugía (claro que esto dependerá del paciente, la gravedad de la lesión, etc).

CONCLUSIONES:

La astroscopia del hombro es una operación no muy compleja pero que requiere un ojo y unas manos con experiencia en la materia. El hombro es una articulación sensible cuyo adecuado tratamiento cuando surge un problema es vital, y su mala gestión puede derivar en unas secuelas serias que en los peores casos pueden agravarse de por vida.

Te invitamos a visitar nuestro centro especializado en el Paseo de la Castellana nº 177, uno de nuestros especialistas te atenderá con la máxima seriedad y profesionalidad para que vuelvas a recuperar lo antes posible tu movilidad.

Call Now Button